· 

Maradona: la estrella que se marcha

Maradona: la estrella que se marcha y una pedagogía para los padres

Por RAFAEL NINO FELIZ

Maradona, como la mayoría de los seres humanos extraordinarios del mundo, fue un gran amigo de Cuba y podemos contarlo entre los grandes amigos del líder de la Revolución Cubana, Fidel Castro, con quien estableció una gran amistad.

La leyenda del fútbol se marcha y el mundo se llena de luto y conmueve bajo un día gris en la historia para los miles de millones de seguidores de Diego Armando Maradona. La muerte de Maradona no es sólo la despedida de un deportista mundialmente conocido y amado. Este famoso atleta es la imagen más universal de la juventud de su época y de todas las generaciones que lo vieron jugar en los mundiales de fútbol a través de la pantalla de la televisión o las fotos frizadas en los grandes titulares de los periódicos. Su imagen angelical quedó eternizada en la mente y el corazón de cada uno de nosotros que tuvimos el privilegio de verlo moverse en el campo de juego y patear el balón con los pies -como si fueran manos mágicas- para lograr los goles de la victoria de su equipo de futbol.

Con un récord de 353 goles en 692 partidos oficiales y 8 dianas conseguidas en sus competencias mundiales, Diego Maradona alcanza cifras estadísticas difíciles de superar por simples mortales normales. Pero debemos reconocer que más allá de los números registrados en los archivos que recogen los datos históricos de los grandes futbolistas, Maradona tuvo cualidades personales muy propias de su personalidad, las que aportaron significativamente para que se convirtiera en una figura a escala mundial. Entre esas cualidades, que no son pocas, pudiéramos contar, sin equivocarnos, su grandeza de alma.

"Sí, me ´pelié´ con el Papa. Me pelié´, porque fui al Vaticano y vi los techos de oro. Y después escuché al Papa decir que la Iglesia se preocupaba por los chicos pobres. Pero vendé el techo, fiera, hacé algo. Las tenés todas en contra, encima fuiste arquero. ¿Por qué está

el Banco Ambrosiano? ¿Para vender drogas y contrabandear armas como dice en el libro ´Por Voluntad de Dios´"?

Reiterada era la rebeldía de Maradona cuando se refería al poder político engañoso y a los corruptos. Era un hombre sin pelos en la lengua. Era un rebelde contra la injusticia social. Estas son algunas expresiones que salían de los labios y el corazón de ese gigante, las cuales describen sus ideas sobre el mundo, nos dicen mucho de su sensibilidad humana: "El futbol debería ser gestionado por los futbolistas, los dirigentes sólo desean robar el dinero de los clubes y salir en la foto". "Yo crecí en un barrio privado... privado de luz, agua, teléfono". "La selección es un Rolls-Royce tapado de tierra, hay que limpiarlo".

Maradona, como la mayoría de los seres humanos extraordinarios del mundo, fue un gran amigo de Cuba y podemos contarlo entre los grandes amigos del líder de la Revolución Cubana, Fidel Castro, con quien estableció una gran amistad.

Diego Armando Maradona tuvo sus debilidades humanas, pero éstas fueron sepultadas y perdonadas, antes de que se convirtieran en sombra, por la dimensión universal de su figura y por el misterio y la divinidad de sus grandes hazañas. Sus caídas deben ser espejos en los que se miren los padres para educar en valores, en la edad temprana, a sus hijos; y puedan aprender la pedagogía del alma humana. Me permito terminar con unos versos de mi autoría recogidos en uno de mis libros de poesía:

"En cual lugar de mi largo camino

mis pies no marcaron las necesarias

huellas de mi sombra." 

 

Escribir comentario

Comentarios: 0